Etiquetas

, ,

fuente: kirai.net

 

Sakamoto Ryōma es uno de los personajes históricos más queridos por los japoneses, considerado como la persona que sentó las bases del Japón actual. Nació en 1836 en el sur de Japón y pronto se convertiría en uno de los últimos samuráis del país, algunos historiadores lo llaman “El samurai renacentista”.

Desde que tenía 14 años estudió kenjutsu, aprendiendo a dominar el manejo de la katana a la perfección, llegando a ser uno de los mejores de su dōjō y entró en un clan de samuráis que hacían frente al Shogunato Tokugawa (Apoyando el retorno del Emperador al poder) que llevaba más de 300 años gobernando japón de forma absolutista.

Sakamoto

El punto de inflexión de la vida de Sakamoto Ryōma fue sue encuentro con Katsu Kaishu, un hombe altamente educado y con mucho interés en aprender sobre occidente, fue miembro de la primera embajada de Japón en los Estados Unidos en 1860. A ojos de Sakamoto Ryōma, la visión de Katsu Kaishu era demasiado abierta y una amenaza para el posible retorno del Emperador al poder. En diciembre de 1862 Ryoma entró en casa de Katsu Kaishu decidido a matarlo. Pero nada más entrar en la casa se encontró cara a cara con Katsu Kaishu el cual el preguntó:

“¿Has venido a matarme? Antes de matarme, espera a que tengamos una oportunidad de hablar”.

Sakamoto Ryōma aceptó hablar y después de escuchar la visión que tenía Katsu Kaishu sobre el futuro de Japón entendió que al fin y al cabo sus posiciones no estaban tan distanciadas y que se podían alienar. Sintió profunda admiración por él y en vez de matarlo al final de la conversación decidió convertirse en su discípulo aprendiz. A partir de ese primer encuentro, juntos serían la pieza clave para cambiar el porvenir de Japón en tan sólo 6 años decisivos en la historia del país, convirtiendo el Japón feudal en una nación moderna abierta al mundo.

En 1866, Sakamoto Ryoma consiguió que las provincias de Satsuma y Chosu, hasta entonces rivales, se aliaran para hacer frente juntos al Shogunato Tokugawa. Sakamoto Ryoma era hábil negociando y trantando con gente, tenía muchos conocidos con poder. Las fuerzas militares de Satsuma y Chosu harían frente al Shogunato en la que pasaría a la historia como la guerra Boshin.

Sakamoto

Además de conseguir unir fuerzas militares de diferentes clanes para derribar el Shogunato, Sakamoto Ryoma también se aseguró de sentar unas bases para construir el nuevo Japón. Esas bases las dejó por escrito en llamado “Programa de los 8 puntos”:

  • 1.- El poder político de todo el país deberá volver a estar en manos de la Corte Imperial.
  • 2.- Dos cuerpos legislativos: una cámara alta y una cámara baja deberán ser establecidas. Todas las medidas del gobierno deberán ser decididas en base a la opinión general.
  • 3.- Los nobles y gentes de alto estatus deberán ser empleadas como consejeros y las “oficinas tradicionales” del pasado deberán de ser abolidas.
  • 4.- Los asuntos exteriores deberán ser controlados según las regulaciones establecidas basadas en la opinión general.
  • 5.- La legislación y regulaciones de tiempos anteriores deberán olvidarse y un nuevo código deberá ser elegido.
  • 6.- El ejército deberá ser ampliado.
  • 7.- Una Guardia Imperial deberá ser establecida para defender la capital.
  • 8.- El valor de los productos, oro y plata deberán ser ajustados según los estándares internacionales.

Durante el 1866 y 1867, Sakamoto Ryoma jugó uno de los papeles principales en las negociaciones para conseguir que el Shogun Tokugawa Yoshinobu se retirara del poder. Desafortunadamente, Sakamoto Ryoma no vivió para ver su sueño cumplido, fue asesinado en Kioto a los 33 años, tan solo un mes antes de que se llevara a cabo la Restauranción Meiji basada en gran parte en sus ideas. La primera constitución del nuevo Japón se basó también en el “Programa de 8 puntos” de Sakamoto Ryoma, una constitución que llevaría a Japón a ser una potencia económica mundial y también (Desafortunadamente) una potencia militar con ambiciones imperialistas que terminaron llevando al país a la miseria y sufrimiento en 1945.

Los japoneses consideran que Sakamoto Ryoma cambió el curso historia de Japón en tan sólo 6 años, a día de hoy todavía no se sabe quien mató a Sakamoto Ryoma, son muchos los sospechosos, pero todavía no se sabe con certeza.

Anuncios